Belmonte, durante la final de 1.500m. / DAVID EBENER (EFE)

Diego Torres

La española Mireia Belmonte defendió con éxito su condición de campeona de Europa de 1.500 metros libre, la prueba más larga de la natación en línea. Lo hizo en los Europeos de Berlín, donde no encontró apenas resistencia entre sus competidoras. Dio la sensación de regularse en los primeros 600 metros y aceleró en el último kilómetro para acabar mandando con autoridad.

Mireia, de 23 años, se colgó el oro con 15m 57,29s. Fue un segundo más rápido que en los Mundiales de Barcelona del año pasado. El tiempo del Europeo, sin embargo, no le habría valido para subirse al podio mundialista. Las mejores nadadoras no suelen prestar demasiada atención a las carreras sin categoría olímpica y esta es una de ellas.

La final de Berlín no tuvo un gran nivel. La ausencia de la danesa Lotte Friis y de la británica Jazmin Carlin dejó la prueba con solo dos nadadoras de entre las primeras diez del ránking mundial, Mireia y la húngara Bogliarka Kapas. El desenlace se resumió en el duelo que mantuvieron ambas durante un cuarto de hora destensado, con la aparición de la italiana Martina Caramignoli. Mireia hizo 15,57 minutos, Kapas 16,03 y Caramignoli, el bronce, 16,5.

Fue la cuarta medalla de Mireia en Berlín y la décima de la delegación española.

Fuente

Share Button